Se salvaron de un incendio tirándose a una pileta de lona

Los cinco integrantes de la familia saltaron desde un primer piso. Cuatro resultaron lesionados.
image_8_crop1673359176953

Varios integrantes de una familia de la Capital cordobesa resultaron lesionados el pasado sábado al ser sorprendidos por un incendio del que se salvaron arrojándose desde el primer piso hasta una pileta de lona montada en el patio.

 El hecho se registró pasadas las 4 de la madrugada, en un dúplex, donde dormían Belén, Lucas y sus tres hijos de 5, 13 y 16 años.

“A las 4 me desperté y estábamos envueltos en humo. Atiné a despertar a mis hijos. La única salida que teníamos era tirarnos por la ventana y nos arrojamos a la pileta”, contó Belén a El Show del Lagarto (El Doce).

 “Perdimos todo, pero estamos vivos”, destacó la mujer que resultó con una fractura en una de sus piernas por la que deberá ser intervenida.

“Mis dos hijos mayores resultaron con lesiones, uno con una quebradura en un tobillo. El más pequeño se salvó gracias a unos chicos que estaban en la plaza y me lo recibieron”, enfatizó. 

Lucas, el padre de familia, fue el último en tirarse. Casi sin oxígeno e intoxicado por el humo, no alcanzó la pileta de lona y cayó desvanecido en el patio, de espaldas. “Tuve una fractura de la vértebra de la columna. No puedo hacer fuerza. Estoy en tratamiento”, explicó que hombre que trabaja como remisero.

 “Perdimos casi todo. El fuego agarró la cocina y el comedor. Arriba hay camas y ropa, pero todo quedó afectado por el humo. La pileta estaba a medio llenar y nos lanzamos”, agregó Lucas. “O nos quebrábamos o nos moríamos de una manera silenciosa”, resumió Belén, que valoró la ayuda recibida hasta el momento.

También agradecieron a los bomberos que lograron contener las llamas y salvar al perro de la familia.

Fuente: La Voz

Te puede interesar